Un holding es una agrupación de empresas o sociedades en la que existe una empresa dominante que controla todas o la gran mayoría de las acciones de una o más compañías subordinadas a ella. Las empresas que forman el holding tienen personalidad jurídica y pueden ejercer diversas actividades económicas o industriales, todo y que el poder de decisión recae sobre la empresa matriz que posee el control total sobre los negocios que la conforman.

 Una sociedad holding está constituida principalmente para controlar una o más sociedades, mediante la posesión de una parte del capital de dichas sociedades, o bien aportando participaciones a la misma o bien adquiridas por la misma sociedad holding. Crear una sociedad holding permite reestructurar el entramado societario de forma definitiva y desde el punto de vista personal de los socios, sirve para organizar su patrimonio entorno a una única sociedad.

Los requisitos de una empresa holding, son los siguientes:

  • Que su objeto social y principal sea la tenencia de acciones o participaciones de otras sociedades.
  • Que ejerzan una actividad económica; en caso contrario estaríamos ante una sociedad patrimonial.
  • Que posea, al menos el 5% de los derechos de voto de las sociedades participadas.
  • Que dichas participaciones se posean con la finalidad de dirigir y gestionar la participación. Ello se entenderá que tiene lugar cuando se ejerzan los derechos propios del socio como son, entre otros:
    • Asistir a juntas.
    • Ejercer el derecho de voto.
    • Participar en las decisiones relativas a la participación
  • Que se disponga de la correspondiente organización de medios materiales y personales.  O sea, que cuenta con una estructura propia e independiente, con un local y personal contratado, una persona como mínimo. De otro modo, será considerada como una sociedad tenedora de participaciones, la antigua sociedad patrimonial.

Algunas de las ventajas de las sociedades holding, pueden ser:

  • permite una mejor organización y facilita la diversificación de actividad
  • una buena organización ayuda a optimizar la comercialización de servicios y productos, y simplifica la coordinación entre empresas de todas las actividades.
  • Llegar a más sectores del mercado de una forma más fácil.
  • permite a los propietarios organizar su patrimonio en torno a una única sociedad.
  • permite la centralización de todos los servicios desde la sociedad matriz. De esta formase evitan duplicidades, se optimizan gastos.

Quien promueve la sociedad holding debe tener en propiedad más de la mitad del accionariado, y si se quiere acceder al régimen de consolidación fiscal, ese porcentaje en propiedad debe ser del 75%.

Una de las ventajas a nivel fiscal, es la posibilidad que tenga la sociedad de acogerse al régimen de consolidación fiscal. Es necesario que la sociedad matriz posea un mínimo del 75% de la participación accionarial, de este modo pasará a ser tratada como un único sujeto pasivo de cara al Impuesto sobre Sociedades.

El régimen de consolidación fiscal se configura como un régimen tributario especial de aplicación voluntaria.

La aplicación de este régimen especial supone que las sociedades que integran el grupo fiscal no tributan por el Impuesto de Sociedades por el régimen individual en la medida en que no están obligadas al pago de la cuota de este impuesto que resulte del régimen individual. Se integran en otro contribuyente que es el grupo fiscal a quien corresponde el cumplimiento de las obligaciones por el Impuesto de Sociedades.

En otro blog trataremos más a fondo el Régimen de Consolidación Fiscal.

Asesoría en Barcelona

SAGARRA I MONTALO GESTIÓ BCN SL